El presidente Donald Trump propondrá grandes recortes a la ayuda internacional y la protección del medioambiente, pero a la vez aumentará gasto en defensa y en seguridad fronteriza, según un plan de presupuesto que será presentado el jueves, dijo una fuente del Congreso de Estados Unidos.

La propuesta incluye US$30.000 millones de fondos adicionales para defensa en 2017, principalmente para seguridad fronteriza, según la fuente. Además considera US$1.500 millones en 2017 y US$2.600 millones en 2018 para el muro que Trump prometió construir en la frontera con México.

Trump está proponiendo un alza del 10% del gasto en defensa, lo que equivale a US$54.000 millones, además de un incremento de un 6% de los fondos para la seguridad interior, dijo la fuente.

Para financiar las alzas, Trump está buscando fuertes reducciones en programas como los medios públicos, el financiamiento de las artes y la ciencia, además de los subsidios a la calefacción. Los programas han sido blanco de los políticos republicanos en varias ocasiones, pero los recortes no han logrado la aprobación del Congreso.

En el presupuesto destaca una reducción de hasta un tercio de los recursos para la Agencia de Protección Ambiental y un recorte de hasta un 28 por ciento para el Departamento de Estado en 2018, dijo a Reuters la fuente, que fue informada de los planes de Trump.

Si bien los republicanos controlan las dos cámaras del Congreso, el presupuesto probablemente enfrente resistencia. Algunos republicanos moderados ya han expresado su preocupación por los recortes.