Santiago. Los precios al consumidor en Chile cayeron sorpresivamente en diciembre y cerraron con un alza del 2,7% en 2016, un nivel por debajo de la meta que maneja el Banco Central y que despejaría el camino para un relajamiento de la política monetaria en el corto plazo.

El Índice de Precios al Consumidor (IPC) retrocedió un 0,2% en diciembre, tras registrar un avance del 0,1% en noviembre pasado, dijo el viernes el Instituto Nacional de Estadísticas (INE).

"En el último mes del año (2016), ocho de las doce divisiones que conforman la canasta del IPC consignaron incidencias negativas", dijo el INE.

El IPC de diciembre, que contrasta con el alza del 0,1% que esperaba el mercado en un sondeo de Reuters, alcanzó los 113,88 puntos.

El INE informó además que el indicador subyacente anotó una nula variación en diciembre y avanzó un 2,9% en 2016.

Luego de un largo período sobre el rango de tolerancia del Banco Central (2,0 a 4,0%), la inflación convergió más rápido de lo esperado hacia la meta del organismo en el segundo semestre del 2016, en medio de un tipo de cambio más estable y una debilitada demanda interna.

Las cifras de inflación se conocen un día después de que el Banco Central informó que la economía creció un 0,8% en noviembre, una cifra bajo las expectativas y que también elevó las opciones de un recorte de la Tasa de Política Monetaria a un 3,25% en enero.