Más de la mitad de la población mayor de edad en México (50,9%) consideró que la corrupción es el segundo problema que más le preocupa, percepción que se encuentra por arriba de otras problemáticas como el desempleo y la pobreza.

La información revelada por el Inegi, de acuerdo con la Encuesta Nacional de Calidad e Impacto Gubernamental y del Censo Nacional de Gobierno, Seguridad Pública y Sistema Penitenciario Estatales, precisó que la principal preocupación es la inseguridad, y la delincuencia con 66.4 puntos.

“En los últimos años, esta mayor preocupación por el tema de la corrupción se ha acompañado también de un aumento en la percepción de que el mal desempeño del gobierno es un problema importante en el país”, explicó.

Los indicadores —a propósito del Día Internacional Contra la Corrupción este 9 de diciembre— reflejan que en el año 2011 el ánimo de la población sobre temas de corrupción alcanzaba niveles de 52,5%, cifra que disminuyó para el 2013 con 48,5%, y se elevó nuevamente en el 2015 con 50,9%.

Asimismo, el año pasado, 88,8% concordó en que la corrupción es una acción frecuente o muy frecuente en México, porcentaje que se mantuvo estable con relación al 2013, fecha en la que fue de 88,3%.

Mientras tanto, ocho de cada 10 de los encuestados refirieron que son los cuerpos policiacos y los partidos políticos las instituciones donde se da con mayor frecuencia los actos de corrupción, seguidos del gobierno federal, los estatales y los diputados y senadores

El Inegi dio a conocer que en las entidades donde la percepción sobre actos de corrupción tuvo mayor incidencia fueron en la Ciudad de México, Chiapas y Tabasco, donde 94 de cada 100 habitantes refirieron que en sus estados, los funcionarios públicos abusan de sus puestos para beneficio personal con frecuencia.

En estados como Querétaro, Yucatán e Hidalgo se reportó una menor percepción sobre corrupción con porcentajes de 73,3, 75,3 y 77,6%, respectivamente.

En otros ámbitos como las escuelas públicas, los compañeros de trabajo, vecinos y familiares, los porcentajes de corrupción reflejaron un aumento en el 2015, en comparación con los registrados durante el 2013.

Con relación a las fuerzas federales como el Ejército y la Marina, el Inegi dio a conocer que para el año pasado, ambas instituciones tuvieron un porcentaje de 40,3%, cifra superior a la registrada en el 2013 cuando alcanzaron 33,9% en percepción de corrupción.