Implementar la semana laboral de 4 días no es una idea nueva. Es algo que viene rondando hace tiempo en diversos países, e incluso en algunos como Nueva Zelanda, Alemania, España y Chile ya hay empresas que la implementaron.

En mayo de 2021, la compañía chilena People & Partners se sumó a esta tendencia y en ese entonces indicó que lo hacían para mejorar la calidad de vida de sus colaboradores.

Pero, ¿qué tan exitoso es este modelo? La evidencia más reciente dice que mucho.

Un experimento organizado por la comunidad sin fines de lucro, 4 Day Week Global, analizó durante seis meses a 33 empresas que implementaron el sistema. Así, en febrero de 2022 estas compañías redujeron la jornada laboral de sus trabajadores a 4 días o 32 horas semanales, sin reducirles el salario.

La idea era comprobar si las personas podían ser igual de productivas trabajando menos horas. De acuerdo a Insider, los resultados fueron positivos.

Las empresas que participaron en el programa no solamente reportaron mayores ingresos y productividad, sino que también vieron que la salud y sensación de bienestar de los empleados mejoró. Asimismo, vieron un impacto positivo en el ambiente laboral.

Soothing Solutions, empresa irlandesa que fabrica pastillas para la tos, decidió participar del experimento como una forma de atraer y retener talento.

Según indicaron sus fundadoras, Sinéad Crowther y Denise Lauaki, desde que implementaron el sistema, ningún miembro del personal renunció.

Crowther dijo que incluso se emocionó con el testimonio de varios trabajadores.

“Uno de nuestros empleados tiene un padre anciano con una enfermedad terminal y pasó tres a cuatro días a la semana con él”, indicó. “No habría podido hacer eso en ningún otro trabajo”, añadió.

Asimismo, otra trabajadora aseguró que pudo cultivar su pasión por la fotografía en su tiempo libre, y “resulta que es una fotógrafa fantástica”, expresó Crowther.

Además, Soothing Solutions cosechó éxito al lanzar sus ventas en Amazon durante ese periodo y expandir sus ventas a otros países.

“No tenemos absolutamente ninguna preocupación. Probablemente, suene loco, pero funciona”, dijo Crowther.

Otra empresa irlandesa, Rent a Recruiter, dedicada al reclutamiento de personal, aseguró que tras participar del programa, sus ganancias brutas aumentaron y la productividad de su personal se duplicó.

Barry Prost, cofundador de la firma, dijo que estaban felices con el cambio.

“Tenemos mamás y padres que pueden dejar y recoger a sus hijos un viernes, lo que no habrían podido hacer de otra manera”, añadió.

El estudio informó que las empresas participantes del proyecto aumentaron alrededor de un 8,14% su productividad, e incluso algunas alcanzaron casi un 40%.

Asimismo, de 27 empresas que completaron una encuesta final tras la experiencia, todas decidieron mantener la semana laboral de 4 días.

“Las personas viajan menos y las empresas usan menos energía. La prueba de la Semana de 4 Días encontró que los participantes pasaron una hora menos viajando que antes”, señala Insider.

Orla Kelly, socióloga ambiental del University College Dublin y una de las investigadoras de 4 Day Week, dijo que este modelo también ayuda a las personas a tomar decisiones más favorables para el medio ambiente.

“Cuando las personas trabajan más horas, tienden a estar en este ciclo de gasto, donde los patrones de consumo tienden a ser bastante intensivos”, dijo Kelly.

Esto responde a que si tienes menos tiempo libre, es más probable que compres alimentos en envases de plástico desechables, conduzcas al trabajo en lugar de caminar y gastes más dinero en compras impulsivas.

Por otro lado, las mujeres también se vieron beneficiadas. “Las mujeres suelen tener trabajos que pagan menos, por lo que tienden a ser las que reducen su jornada a tiempo parcial, incluso si no quieren”, dijo Kelly, lo que muchas veces las lleva a renunciar.

“Esto puede ser problemático para su trayectoria profesional a largo plazo, sus contribuciones a la pensión y la dinámica de poder dentro del hogar”, añadió la profesional.

Sin embargo, si la jornada se reduce para todos, es más probable que las mujeres permanezcan en sus trabajos de tiempo completo y no sientan que se les presiona para dejar sus empleos.

¿Todas las empresas pueden?

Un artículo de investigación de 2019 de Henley Business School en Islandia, determinó que dos tercios de las empresas que trabajan con una semana laboral de 4 días vieron un incremento en la productividad de los empleados.

Pero no todo es miel sobre hojuelas, este método también podría implicar que al trabajar menos horas la carga diaria se concentre, causando más estrés en algunas personas.

Además, para algunos tipos de empresas que necesitan estar al servicio de los clientes las 24 horas del día, sería muy difícil de implementar, tales como medios de comunicación o servicios de salud.

“Pero en esos casos, las empresas podrían abordar la semana de cuatro días de la forma en que ya manejan los fines de semana: simplemente organizar los horarios de los equipos para que siempre haya personas trabajando”, señala la periodista freelance de Insider, Molly Simpson.

Cabe destacar que 4 Day Week Global se ha asociado con académicos de la Escuela de Negocios de Harvard, la Universidad de Oxford y la Universidad de Pensilvania, para llevar a cabo sus investigaciones.

 

Foto: Unsplash