El ministro de Economía, Sergio Massa, anunció este miércoles que encomendó al Banco Central que "lleve adelante en nombre del Tesoro" un "proceso de recompra de deuda externa argentina por más de mil millones de dólares, que empieza en el día de hoy".

En un breve anuncio de menos de cinco minutos formulado antes de la apertura de los mercados financiero y bursátil, Massa dijo que tomó la decisión "para mejorar el perfil de deuda y seguir bajando el riesgo país", y que la operación se trata de "un primer paso muy enfocado en los (bonos) globales, sobre todo en los de corto vencimiento", entre los que mencionó los de 2029 y 2030.

El anuncio de Massa coincidió con la publicación en el Boletín Oficial de la resolución conjunta 1/2023 de las secretarías de Hacienda y de Finanzas del Ministerio de Economía, en la que se detalla los títulos sujetos a la operación de recompra.

Luego del anuncio, Massa señaló en una serie de mensajes publicados en su cuenta de Twitter que "en este momento, los instrumentos de deuda pública nacional en moneda extranjera cotizan en el mercado secundario a bajas paridades, con diferencias entre dichas paridades y las tasas de rendimiento resultantes, generando una enorme ventana de oportunidad para nuestro país".

En un sentido similar se expresaron los secretarios de Hacienda, Raúl Rigo, y de Finanzas, Eduardo Setti, quienes en los considerandos de la resolución conjunta 1/2023 que habilita la operación señalaron que es “factible y conveniente” porque los instrumentos “se encuentran cotizando en el mercado secundario a bajas paridades”.

"En este momento, los instrumentos de deuda pública nacional en moneda extranjera cotizan en el mercado secundario a bajas paridades, con diferencias entre dichas paridades y las tasas de rendimiento resultantes, generando una enorme ventana de oportunidad para nuestro país", dijo Massa por Twitter.

El jefe de la cartera económica repasó aspectos de su gestión y dijo al respecto que "a lo largo de los últimos cinco meses trabajamos muy fuerte en la transformación macroeconómica de la Argentina", con el cuidado correspondiente "para que la recuperación del consumo no se vea afectada".

En ese sentido, enumeró en el microcine del Palacio de Hacienda las "cuatro premisas" fijadas en el inicio de su gestión: orden fiscal, acumulación de reservas, crecimiento de las exportaciones y desarrollo con inclusión.

"Los números de 2022 nos permitieron cerrar con cumplimientos y sobrecumplimiento de algunas metas", indicó, pero advirtió que por las inclemencias climáticas y los cambios en los valores de importación de algunos bienes "algunas proyecciones para 2023 se han visto modificadas".

Massa también destacó que "en el último tramo de 2022 hubo un trabajo muy fuerte" en materia financiera, "con una mejora del perfil de vencimientos" que derivó en "una caída de más de mil puntos (básicos) en el riesgo país". En ese marco, señaló, es que tomó la decisión de iniciar un "proceso de recompra de deuda externa argentina por más de mil millones de dólares, que empieza en el día de hoy".