Río de Janeiro. La Copa de las Confederaciones de fútbol 2013, que se disputó del 15 al 30 de junio en Brasil, no contribuyó a aumentar los gastos de turistas extranjeros en el país sudamericano, informó el Banco Central brasileño.

"La Copa de las Confederaciones fue en junio. No hubo un impacto visible en términos de ingresos" en el país, dijo el jefe del Departamento Económico del Banco Central, Tulio Maciel.

Según la autoridad monetaria, los extranjeros gastaron un total de US$453 millones el pasado mes en Brasil, por debajo de los US$462 millones registrados en junio de 2012 y los US$471 millones en el mismo mes de 2011.

Ni siquiera la apreciación del dólar frente a la moneda local, el real, lo que hace más barato el gasto de los turistas extranjeros en Brasil, incrementó el volumen de gastos de los no residentes en el país.

En abril, era de dos reales por dólar, mientras que en junio la cotización cerró a 2,21 reales por dólar.