La Paz y Nueva York. El Banco Mundial (BM) ofreció al gobierno boliviano viabilizar un crédito no concesional de al menos US$400 millones, debido a la buena capacidad de pago que alcanzó ese país andino amazónico en los últimos años, informó el ministro de Economía y Finanzas Públicas, Luis Arce.

El ministro de Economía explicó que Bolivia solicitó un crédito superior al ofertado, tomando en cuenta que la calificación de riesgo del país "fue muy buena en los últimos años", debido al éxito en la emisión de bonos soberanos en mercados internacionales.

"La contra oferta de ese organismo llegó a US$400 millones, hemos insistido un poco más, porque la calificación del país fue muy buena los últimos años", explicó en contacto con la estatal Patria Nueva.

Arce hizo público el anunció luego de una reunión en Nueva York entre el presidente de Bolivia, Evo Morales, y el máximo Ejecutivo del BM, Jim Yong Kim.

Según fuentes oficiales, los créditos no concesionales los otorga el Banco Internacional de Reconstrucción y Fomento (BIRF), dependiente de BM, a países con niveles de ingresos medios.

Antes, Bolivia percibía sólo préstamos concesionales por su condición de país con ingresos bajos.

El ministro de Economía dijo que el presidente del BM se comprometió también a canalizar a favor de Bolivia un crédito no concesional superior a los US$400 millones.

"Eso fue un logro importante, porque el país está demostrando que tiene una mayor capacidad para poder contraer esa deuda", remarcó.

Arce anticipó que el nuevo crédito servirá para financiar un proyecto piscícola en la Amazonía boliviana y la construcción de carreteras, "que estaban en la agenda hace bastante tiempo atrás".