Bruselas, EFE. La Comisión Europea (CE) anunció este jueves que ha propuesto la concesión de 900 millones de euros a la región centroamericana en concepto de ayuda al desarrollo en el periodo 2014-2020, una cifra que ahora tendrá que ser aprobada por el Parlamento Europeo y los países de la Unión Europea (UE).

El comisario europeo de Desarrollo, Andris Piebalgs, que visitará Nicaragua, Guatemala y El Salvador entre el 4 y el 10 de octubre, desveló esta cifra a través de un comunicado antes de partir.

La CE se ha propuesto centrar su asistencia de manera prioritaria en el desarrollo de la seguridad y el Estado de derecho, la gestión de catástrofes y la lucha contra el cambio climático y además, en el caso de Centroamérica, en mejorar su integración regional, destacó Piebalgs.

Los fondos incluirán la "cooperación bilateral" con El Salvador, Guatemala, Honduras y Nicaragua, así como la "cooperación regional" con América Central, que incluye también a Costa Rica y Panamá.

El comisario recordó que actualmente Centroamérica es, "de media, una región de renta media-baja", aunque "todavía existen diferencias reales entre los distintos países" que la conforman.

Como ejemplo, citó que en Nicaragua, el país más pobre de Centroamérica, el 46% de la población vive con menos de US$2 estadounidenses al día, mientras que en Costa Rica y Panamá el porcentaje de personas que viven en la pobreza es del 24% y el 29%, respectivamente.

Destacó que esta aportación está en línea con el nuevo planteamiento impulsado por Bruselas para que su ayuda al desarrollo entre 2014 y 2020 se vuelque más en los países más necesitados y sea lo más eficaz posible.

Como ejemplo, citó que en Nicaragua, el país más pobre de Centroamérica, el 46% de la población vive con menos de US$2 estadounidenses al día, mientras que en Costa Rica y Panamá el porcentaje de personas que viven en la pobreza es del 24% y el 29%, respectivamente.

Durante su viaje, está previsto que Piebalgs se reúna con los presidentes de Guatemala, Otto Pérez Molina; Nicaragua, Daniel Ortega, y El Salvador, Mauricio Funes, así como con diferentes ministros y representantes de la sociedad civil.

La Comisión subrayó que, además del apoyo que da a cada país de forma bilateral, la Unión Europea es la principal donante al Sistema de la Integración Centroamericana (SICA) y sus instituciones, para las que ha comprometido 95 millones de euros desde 2007.

Ese apoyo se ha centrado en tres ámbitos: integración regional, unión aduanera y políticas comunes, y buen gobierno y seguridad regionales.

La UE y los seis países centroamericanos mencionados alcanzaron un amplio acuerdo de asociación -el primero que logra la UE de región a región- basado en tres pilares: la cooperación, el diálogo político y el libre comercio.

El pilar comercial ya ha entrado en vigor este año en cinco de los países y sólo falta que se aplique en Guatemala en cuanto ese estado haya cumplido con los últimos requisitos.