Por medio de un comunicado, la Contraloría General le advirtió al Ministerio de Trabajo y a la Superintendencia Financiera que los recursos destinados para riesgos laborales que hacen parte del Sistema General de Seguridad Social, están en riesgo de ser utilizados para el pago de gastos excesivos de administración por parte de las Administradoras de Riesgos Laborales, ARL.

El órgano de control indica que este riesgo está latente porque ni Mintrabajo ni Superfinanciera han cumplido con “lo que la Ley 1562 del 11 de julio 2012 sobre los topes de la administración para las Administradoras de Riesgos Laborales ARL y la actualización del Plan Único de Cuentas de las misma”.

Para el ente de control fiscal, al no existir adecuados instrumentos de seguimiento y control, se genera el riesgo de que los recursos de la cotización para riesgos laborales que hacen parte del Sistema General de Seguridad Social y gozan de protección constitucional, estén siendo utilizados por parte de las ARL para el pago de gastos excesivos de administración y/o para el pago de corredores de seguros, lo que está expresamente prohibido en la Ley 1562 de 2012, que establece que los costos de corretaje deben sufragarse con recursos propios de la Aseguradora de Riesgos Laborales y no con los ingresos provenientes de la cotización.