Washington, EFE. El déficit de Estados Unidos en su comercio de bienes y servicios, que en junio había bajado a su nivel más bajo en casi cuatro años, creció un 13,3% en julio y llegó a los US$39.147 millones, informó el Departamento de Comercio.

El valor de las importaciones de petróleo se incrementó en julio como reflejo de los precios globales más altos, y la demanda de vehículos automotores extranjeros y sus repuestos alcanzó niveles sin precedentes.

Aún así el informe muestra que el déficit en el comercio exterior en julio pasado fue un 10% menor que el de un año antes, en gran medida porque Estados Unidos extrae y refina más petróleo para su consumo y para la exportación.

Ese mes las exportaciones de petróleo y productos derivados alcanzaron la cifra sin precedentes de US$12.500 millones.

Los déficit con China y con la Unión Europea alcanzaron en julio, también, cifras sin precedentes.

El déficit comercial de EE.UU. ha sumado US$279.566 millones entre enero y julio, comparado con uno de US$321.700 millones en los siete primeros meses de 2012.

El valor de las exportaciones de bienes y servicios de EE.UU. bajó un 0,5 % en julio y se ubicó en los US$189.446 millones, en tanto que el valor de las importaciones subió un 1,56% y llegó a los US$228.593 millones.