Los principales indicadores del mercado laboral mostraron signos de desmejora en el séptimo mes del año, según los datos difundidos el miércoles por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

La tasa de desempleo se ubicó en 7,1% de la población económicamente activa, por encima del valor de 6,6% registrado en junio. Incluos el valor actual se encuentra por encima del de igual mes de 2012, cuando se ubicó en 6,9%.

Ese aumento de la desocupación se debió a una caída de la demanda laboral. La tasa de empleo registró un retroceso desde 59,6% de la población en edad de trabajar en junio, a 58,5% en la última medición.

En tanto, la tasa de actividad registró una caída desde 63,8% a 63% en el mismo período, según los datos de la Encuesta Continua de Hogares.