Pekín. La economía china crecería un 9,5 por ciento en el 2010, una expansión superior a la que se espera para el 2009, impulsada por el crecimiento del sector de bienes raíces y una inflación benigna, dijo el viernes un estudio.

El State Council Development Research Centre dijo que la economía china se mantendrá sólida porque la inversión privada comenzó a crecer mientras los estímulos estatales comenzaron a desactivarse.

"En el 2010 el escenario económico externo se mantendrá bastante sombrío, pero no se va a seguir deteriorando", dijo el informe del centro, que fue publicado en el China Economic Times.

"Frente a un escenario de amplia producción y oferta, pronosticamos que en el 2010 no habrá una marcada inflación", agregó. Añadió que el índice de precios al consumidor subiría menos del 3 por ciento en el 2010.

El informe se suma a recientes señales de funcionarios chinos y de muchos expertos, que se mantienen confiados en que la economía china mantendrá su 'momentum' en el 2010.

Los paquetes de estímulo del Gobierno, complementados por un fuerte crecimiento en el crédito bancario, hicieron saltar la economía un 8.9 por ciento interanual en el tercer trimestre.