Nueva York. La industria manufacturera de Estados Unidos creció en diciembre por quinto mes consecutivo y anotó su mejor nivel desde principios de 2006, fortaleciendo las esperanzas de una recuperación económica más robusta en 2010, según datos difundidos este lunes.

Sin embargo, otro informe mostró que una caída en la edificación de casas en noviembre llevó al gasto en construcción en Estados Unidos a un mínimo de seis años.

El Instituto de Gerencia y Abastecimiento (ISM, por su sigla en inglés) dijo que su índice de actividad fabril a nivel nacional se elevó a 55,9 el mes pasado, desde 53,6 en noviembre.

El resultado es el más alto desde abril de 2006, cuando el índice se ubicó en 56,0. Un número por debajo de 50 indica contracción, mientras que por sobre 50 implica expansión.

"Esto es lo que necesitamos en 2010 para una recuperación en forma de 'V'", comentó Alan Lancz, presidente de Alan B. Lancz & Associates en Toledo, Ohio. "Parece que abrimos el año con un buen comienzo y la economía continúa avanzando", agregó.

El componente de precios del índice ISM subió a 61,5 en diciembre, desde 55,0 en el mes anterior, mientras que el componente de empleo se elevó a 52,0, desde 50,8.

Aunque la economía estadounidense siguió reduciendo empleos en noviembre, el ritmo de pérdidas de puestos de trabajo ha disminuido.

A principios de 2009, la economía estaba perdiendo casi medio millón de empleos por mes, según los datos mensuales oficiales.

Gasto en construcción. Otro informe conocido este lunes mostró que el gasto en construcción bajó a un ritmo mayor al esperado de 0,6% en noviembre, con lo que llegó a su nivel más bajo desde julio de 2003.

El gasto en la construcción de viviendas privadas descendió 1,6% en noviembre, la peor caída desde junio, tras subir 4,8% en el mes anterior.

El gasto en la construcción en octubre fue revisado a la baja para mostrar una caída de 0,5%, en lugar de una lectura plana reportada previamente por el gobierno.