Washington. Las ventas de casas nuevas en Estados Unidos cayeron 11,2% en enero, a un mínimo histórico de 309.000 unidades, según datos oficiales.

Se trata de la mayor caída porcentual desde enero del 2009.

Los analistas esperaban que las ventas subieran a 360.000 unidades en enero, según un sondeo de la agencia Reuters.

El Departamento de Comercio revisó, además, la cifra de diciembre a una venta de 348.000 viviendas desde la estimación inicial de 342.000.