Hong Kong. El euro rebotó este lunes desde mínimos en 14 meses luego de que la Unión Europea y el FMI diseñaron un paquete de rescate de emergencia de hasta 750.000 millones de euros (un billón de dólares) para evitar que la crisis griega se propague.

El euro superó el nivel de US$1,30 por unidad, un alza en torno a 1,7%, alejándose de un mínimo en 14 meses de US$1,2510 que tocó la semana pasada en la plataforma de negocios EBS.

El tamaño del plan, y el compromiso inesperado del Banco Central Europeo (BCE) de comprar bonos de la eurozona de ser necesario, dio a los inversores cierta confianza para regresar a los activos de riesgo, aunque continúan las dudas sobre cómo funcionará el plan.

Importantes bancos globales se apresuraron por ofrecer apoyo a Europa, reestableciendo las facilidades de canje de dólares usadas durante la crisis financiera del 2007-2008 para reducir la tensión y asegurar que hay suficiente liquidez para evitar un racionamiento del crédito global.

"Estas medidas son algo que hace cambiar el juego del corto al mediano plazo", dijo Dariusz Kowalczyk, jefe de estrategia en inversión de SJS Markets, agregando que el paquete de ayuda es lo suficientemente grande como para disuadir la especulación en el corto plazo sobre una mora en la deuda griega.

Otros se mostraron de acuerdo en que la decisión al menos brinda algo de tiempo mientras el viejo continente trata de calmar a los mercados, pero High Frequency Economics dijo en una nota de investigación que el paquete era "aún demasiado vago para entenderlo".