Según el último informe de Esade, sobre la economía global y sus proyecciones, a nivel general la recuperación sigue mostrando pocas fortalezas y se ve amenazada. Respecto del crecimeinto de la economía mundial, la entidad afirma que esta crecerá cercano al 3,5% al cierre de este ejercicio.

La institución señala que las economías desarrolladas se situarán debajo de esta cifra, alcanzando apenas el 1,5%, mientras que en el ejercicio anterior lo hicieron al 1,3% dice el informe

Por el contrario, las economías en desarrollo, muestran en general, una mayor capacidad de crecimiento: a nivel agregado lo hicieron 6,2% en 2012 y lo harán por sobre el 5% en 2013.

Respecto de América Latina, el informe de Esade enfatiza que en la región, la situación económica es menos positiva que hace un año. En 2012 el crecimiento económico se desaceleró en la mayoría de los países, hasta una reducción del 3% en toda el continente.

El menor crecimiento de los países desarrollados y de las economías emergentes de Asia, disminuyó la demanda externa. La desaceleración de la actividad a nivel global hizo bajar el precio de las materias primas y perjudicó a los países exportadores.

Como consecuencia de la crisis de la zona euro, se produjo una reducción de la entrada de capitales que también perjudicó a algunas economías latinoamericanas, aunque no llegara a provocar una salida neta.

Latinoamérica no se ha visto afectada por la crisis bancaria en España porque, en buena medida, los bancos españoles trabajan con ramas subsidiarias que obtienen fondos de los depósitos locales.

El flujo de crédito en toda la región se ha mantenido pese a la desaceleración. En 2013 se espera un mayor crecimiento hasta alcanzar una cifra media del 4%.

*Vea el informe original haciendo click acá.