Según una nueva investigación encargada por Regus, las pequeñas y microempresas chilenas demuestran un espíritu inquebrantable y fundamental para el crecimiento económico, pero que plantea serios desafíos.

Dentro de los datos que aporta el estudio, el 92% de los empresarios chilenos señalaron que si les dieran la oportunidad, volverían a lanzar sus propios negocios, lo que supera el promedio mundial del 85%.

Esta última investigación, que sondeó a más de 26.000 gerentes comerciales y empresarios de 90 países, confirma que los empresarios chilenos consideran que en la actualidad la burocracia (82%) es el mayor obstáculo para lanzar un nuevo negocio.

Luego, están los problemas para acceder a un crédito (80%), la falta de apoyo gubernamental (63%) y el dominio del mercado por parte de las grandes sociedades anónimas (62%). Más de una cuarta parte de los empresarios chilenos también señaló el estado de la economía como impedimento importante.

Respecto de los resultados, Michael Turner, Vicepresidente para América Latina de Regus señaló: “¡Menos mal que existen los empresarios imparables! Quién sabe cuál sería el estado de la economía si hubieran decidido no arriesgarse y reducir su tamaño, como lo hicieron muchos de sus competidores más grandes y con mejores recursos. Los desafíos que enfrentan no son nuevos, pero indican claramente que las iniciativas de apoyo estatal no han tenido mucho impacto, a pesar de los esfuerzos del gobierno”.

2739

Cabe consignar que las Pymes, son “motores de crecimiento” que representan hasta el 99% de las empresas y el 40% a 50% del PIB. Mundialmente, las Pymes generan el 50% de todos los empleos, sin embargo, atraen solo una pequeña proporción de la inversión general en el G20.

Michael Turner agrega, “las empresas deben conservar la agilidad para navegar por aguas turbulentas y salir airosas. La falta de apoyo institucional significa que los empresarios continuarán privilegiando cada vez más el trabajo flexible para evitar arriendos prolongados, y liberar su capital de trabajo para que puedan concentrarse en el crecimiento de sus negocios”.

“Mundialmente, más de la mitad de los empresarios utilizan la flexibilidad de las ubicaciones de trabajo durante la mayor parte de la semana, en comparación con un 39% de aquellos que no poseen su propio negocio”.