Atenas. Los problemas fiscales de Grecia deben resolverse dentro de la zona euro, más que con el Fondo Monetario Internacional (FMI), dijo el domingo en una entrevista con un diario griego la ministra de Economía de Francia, Christine Lagarde.

Al ser consultada sobre si sería más efectivo para Grecia llamar al FMI en vez de pedir dinero prestado a los países de la Unión Europea (UE), Lagarde dijo al diario Thema: "Creo que la voluntad colectiva de todos nosotros es arreglar el tema dentro de la zona euro".

El Ministerio de Finanzas de Alemania elaboró un plan en el que los países que usen el euro como moneda aporten entre 20.000 millones y 25.000 millones de euros (entre 27.000 millones y 33.000 millones de dólares) para apoyar a Grecia, según informó el sábado el semanario Der Spiegel.

Citando "consideraciones iniciales" del ministerio, Der Spiegel dijo que la participación de cada país se determinaría en proporción con el capital que cada nación posee en el Banco Central Europeo.

Lagarde no se refirió a un plan por el estilo en la entrevista. La ministra dijo que Grecia debía estar preparada para adoptar medidas adicionales si el actual plan de austeridad no logra ser suficiente como para reducir el déficit en 4 puntos porcentuales en el 2010.

Grecia se ha comprometido a recortar su déficit presupuestario en 4 puntos porcentuales a un 8,7 por ciento del producto interno bruto en el 2010.

El primer ministro griego, George Papandreou, dijo el domingo en una entrevista con la BBC que el país estaba excediendo sus metas de austeridad y que Grecia tenía cubiertas sus necesidades financieras hasta mediados de marzo.