La Comisión de Administración de Divisas (Cadivi) tiene como meta agilizar los procesos para el otorgamiento de dólares, señaló a El Mundo Economía y Negocios el presidente del organismo, Eudomar Tovar.

Uno de los aspectos más importantes para lograr este objetivo es la desmaterialización de los trámites para las personas naturales. Sobre esto dijo que "aunque va adelantado, se tomará su tiempo".

El primer paso se dará en septiembre, cuando los importadores podrán comenzar a solicitar las solvencias vía web.

Este jueves técnicos de los ministerios de Ciencia y Tecnología y Trabajo, del Inces, Ivss, Banavih, Saime y Banco Central de Venezuela se reunieron en Cadivi para informar sobre los avances de la nube interoperativa.

Aquellos importadores que tienen que invertir mucho tiempo visitando organismos públicos para obtener las solvencias requeridas para la obtención de divisas podrán obviar ese paso y hacer el proceso vía internet. "La desmaterialización definitiva de los procesos será pronto".

Efectividad y controles. El presidente de Cadivi informó que se han incrementado los controles para evitar el fraude y ello se ha concretado con los organismos públicos y las visitas que se han hecho a distintos estados fronterizos en los operativos de calle. El quinto de ellos se realizará este fin de semana en el estado Táchira, donde también se dará asesoría a los empresarios.

En cuanto a las irregularidades que se han detectado con el envío de remesas a familiares en el exterior, Tovar confirmó que se han abierto expedientes y que hay personas detenidas y empresas que están siendo investigadas, gracias al trabajo conjunto de los organismos competentes.

La Comisión de Administración de Divisas tiene lista para su aprobación la modificación de la providencia de remesas en dólares al exterior, afirmó Tovar.

Entre las propuestas que se hacen en la normativa está la de incluir en el trámite a la banca pública. "Esto no significa que se vayan a eliminar las casas de cambio para la solicitud de remesas, el objetivo es que la banca pública pueda participar".

Sobre las reuniones con los representantes de los sectores importadores privados, indicó que las liquidaciones de divisas se han acelerado luego de ser escuchadas las solicitudes de los distintos empresarios.

También informó que ya se han liquidado importantes montos para los productos navideños, por lo que dificulta que haya escasez de estos rubros en diciembre.

Sicad y empresas. En el esquema utilizado por el Sicad para la adjudicación de divisas solo resultan beneficiadas aquellas personas naturales o jurídicas que reciben el correo de confirmación de liquidación por parte del Banco Central de Venezuela al día siguiente de la subasta; es decir, aquellos que no vean un mensaje en su bandeja de entrada tendrán que intentarlo en otra oportunidad. Quizás esto no esté claro para muchos de los oferentes, quienes siguen esperando después de algunos días.

Al respecto, el presidente de Consecomercio, Mauricio Tancredi, refirió que a su juicio el problema que persiste en nuestro país es la poca oferta de dólares para las necesidades del mercado, razón por la cual la mayoría de las solicitudes son rechazadas.

Destacó que el año pasado entre Sitme y Cadivi se entregaban US$400 millones semanales. Esto sumó US$19.000 millones al año, por lo que subastas cada 15 días y por montos tan pequeños no solucionarán la demanda de divisas para importar productos, señaló.

Puso como ejemplo el resultado que obtuvieron las zonas francas del país en la última subasta del Sicad. En Margarita, destacó Tancredi, de $350 millones solicitados se adjudicaron solo $60 millones, y en Paraguaná de US$300 millones únicamente fueron aprobados US$27 millones.

"Antes, el Sitme era la alternativa para 80% de los pequeños y medianos negocios. Con el Sicad las subastas deberían ser diarias y se debería flexibilizar la ley para que haya un mercado permuta, a objeto de que las empresas privadas puedan beneficiarse, pues en la última subasta estas participaron con US$16 millones.