El presidente del gobierno italiano, Enrico Letta, advirtió del peligro del "antieuropeismo" si en el próximo Consejo Europeo del 27 y 28 de junio no se dan soluciones concretas en la lucha al desempleo juvenil y se avanza en la unión bancaria.

"Los dos grandes temas que se tienen que afrontar son la lucha al desempleo juvenil y la unión bancaria. Si del próximo Consejo Europeo sólo saldrán frases de circunstancias y compromisos genéricos será un autogol para Europa que no se puede permitir", explicó Letta contestando las preguntas de los periodistas en la sede de la prensa extranjera en Roma.

Letta aseguró que sin respuestas concretas se "crearán las condiciones para que el próximo parlamento que saldrá de las elecciones europeas en 2014 sea el más antieuropeo de la historia".

Sobre la unión bancaria, el presidente del Gobierno italiano reconoció que no se están respetando los tiempos y aseguró que hará de todo para que se ratifique ya que "es fundamental para los ahorradores, las empresas y la solidez del sistema bancario europeo".

Sobre el tema, quiso recordar que esta vez el "Bundesbank (banco central alemán) es quien se retrasa en la ratificación de la unión bancaria".

Por otra parte, Letta también pidió que se afronte y se intente resolver en los próximos meses el tema de que los fondos estructurales no pesen en el déficit de los Estados.

Letta, al frente desde abril de un gobierno de coalición, también lanzó un llamamiento a Gran Bretaña para que "siga a bordo" de la Unión Europea.