Tokio. El índice Nikkei de la bolsa de Tokio subió 0,5% este miércoles y alcanzó su cierre máximo en 15 meses, impulsado por los bancos y por los nuevos datos estadounidenses que apuntan hacia la recuperación, pero los avances fueron limitados por una toma de ganancias.

Las acciones de Japan Airlines Corp cedieron 6,7% luego de que el Nikkei Business Daily dijo que el Ministerio de Finanzas y el Banco del Desarrollo de Japón buscan aliviar con rapidez la situación que atraviesa la debilitada aerolínea, mediante procedimientos de bancarrota.

Aunque reportes de medios señalan una renuncia del ministro de Finanzas, Hirohisa Fujii, por razones de salud -un nuevo golpe para el primer ministro,  Yukio Hatoyama, ante una economía frágil y una enorme deuda pública-, en el mercado dijeron que su impacto hasta el momento ha sido mínimo.

El referencial Nikkei subió 49,62 puntos y cerró en 10.731,45, mientras que el índice más amplio Topix avanzó 1,3%.

Las acciones de bancos subieron luego de que una persona con conocimiento del asunto dijo a Reuters que Sumitomo Mitsui Financial Group, el tercer banco más grande de Japón por activos, planea reunir US$8.700 millones con la emisión de nuevas acciones.

Las acciones de SMFG subieron un 5,5%, mientras que Mitsubishi UFJ Financial Group ganó 4,4% y Mizuho Financial Group 6,1%.

Participantes del mercado dijeron que las ganancias fueron limitadas por una sensación de que las recientes ganancias del Nikkei lo han llevado a terreno sobrecomprado, así como por los inversores reacios a generar negocios antes de que se conozcan indicadores económicos clave en Estados Unidos esta semana.

Tokio. El índice Nikkei de la bolsa de Tokio subió 0,5% este miércoles y alcanzó su cierre máximo en 15 meses, impulsado por los bancos y por los nuevos datos estadounidenses que apuntan hacia la recuperación, pero los avances fueron limitados por una toma de ganancias.