Tokio. El índice Nikkei de la bolsa de Tokio cayó 1,3% este miércoles, golpeado por una toma de beneficios y un yen más fuerte, en tanto las acciones de compañías de materias primas retrocedieron luego de la decisión de China de comenzar a ajustar su política monetaria.

China sorprendió a los mercados del mundo al elevar los requerimientos de reservas para bancos, la más fuerte de una serie de medidas tendientes a ajustar su política monetaria, con un ojo puesto en el alza de los precios de activos.

El índice Nikkei perdió 144,11 puntos y cerró en 10.735,03, luego de haber terminado el martes en máximos de 15 meses.

El más amplio Topix retrocedió 1,1%.

La decisión china provocó ventas en los papeles de productores de metales mientras los precios de las materias primas caían por temores de que las compras de recursos naturales por parte de China podrían disminuir.

Pacific Metals cayó 4,73%, y las fundidoras Toho Zinc y Dowa Holdings perdieron 3,77% y 3,31%, respectivamente.

Toyota Motor Corp y otros exportadores retrocedieron luego de que el dólar se depreció este martes más de 1%contra el yen. Las acciones de Toyota cayeron 1,46%, mientras que Kyocera Corp perdió un 2,23 por ciento.

Japan Airlines se desplomó a un mínimo de 7 yenes, el segundo día consecutivo que cae su límite diario de 30 yenes, ante crecientes posibilidades de que la aerolínea se presente en bancarrota y su acción sea retirada del mercado, pero los analistas dijeron que su impacto en la bolsa era insignificante.