Tokio. El índice Nikkei de la bolsa de Tokio subió este martes 0,5%, impulsado por las ganancias en acciones relacionadas con la fabricación de chips, como Advantest, tras una estimación alcista para SanDisk Corp que hizo avanzar a sus pares estadounidenses.

Pero la cautela reinó entre los inversores durante toda la sesión e incluso el referencial pasó a territorio negativo durante las primeras horas debido a preocupaciones sobre las perspectivas de la economía estadounidense, tras una serie de datos variada.

Los inversores esperan también el reporte de empleo que se conocerá el viernes, el indicador seguido más de cerca para evaluar la situación del mercado laboral estadounidense.

El referencial Nikkei subió 49,78 puntos y cerró en 10.221,84, tras tocar un mínimo a 10.150,30 en algún momento de la sesión.

El más amplio Topix ganó 0,4%.