El viceprimer ministro de China, Zhang Gaoli, dijo este domingo que la reestructuración y modernización de la economía es clave para convertir a China en una potencia y evitar la "trampa del ingreso medio".

El uso efectivo de la estructura económica y del desarrollo basado en la innovación y en la ciencia y tecnología, así como la austeridad en el uso de recursos y la protección del medio ambiente deben estar integrados para revitalizar a China, dijo Zhang.

Zhang, también miembro del Comité Permanente del Buró Político del Comité Central del Partido Comunista de China, hizo las declaraciones en un simposio con ministros y líderes provinciales en Beijing.

La "trampa del ingreso medio" se refiere al riesgo de estancamiento del crecimiento en una economía que no logra desplegar todo su potencial de crecimiento después de que su desarrollo alcanza los niveles de ingreso medio.

La estructura industrial irracional, el desequilibrio del desarrollo entre ciudades y áreas rurales, así como entre diferentes regiones son los tres principales problemas que deben abordarse a través de diversos enfoques, dijo el viceprimer ministro.

Zhang demandó a los funcionarios gubernamentales que asistieron al simposio que mejoren los planes sobre eliminación de la capacidad de producción obsoleta y que se ajusten a las políticas para promover la efiencia de recursos y proteger el medio ambiente.

Además, apremió a los ministros y líderes provinciales a que se enfoquen más en el consumo, optimicen la estructura de inversión y apliquen estrategias de desarrollo impulsadas por la innovación para apoyar la reestructuración económica.