La Paz, EFE. Bolivia exportará desde la próxima semana 3.000 toneladas métricas de gas licuado de petróleo (GLP) a Perú, por medio de la firma Lima Gas SA, informó este sábado en un comunicado la estatal Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB).

La venta fue definida debido a que la demanda interna de GLP disminuye entre los meses de noviembre y enero, lo que permite disponer de mayores volúmenes de excedentes, explicó el gerente de Comercialización de YPFB, Mauricio Marañón.

"Esta situación nos ha permitido contar con mayores volúmenes excedentes, siendo 8.730 toneladas métricas el volumen disponible para la exportación que permitirán atender los contratos vigentes y nuevos contratos como el que se suscribe con Lima Gas", dijo.

Perú será el segundo mercado del GLP boliviano, pues este país actualmente exporta el carburante a Paraguay, por medio de un contrato con la firma holandesa Trafigura.

Dentro de ese acuerdo, Bolivia envió entre septiembre y octubre de este año unas 1.350 toneladas de GLP a Paraguay.

El Gobierno paraguayo aspira a incrementar los volúmenes de compra y, para ello, las estatales YPFB y Petróleos Paraguayos (Petropar) firmaron el viernes un memorando de entendimiento.

Bolivia, que tuvo que importar GLP en años anteriores, logró cubrir su demanda interna de este combustible este año tras el inicio de operaciones de la planta de gas de Río Grande, situada en el área rural del departamento de Santa Cruz (este), según YPFB.

"Con la producción de esta planta, Bolivia deja de importar volúmenes marginales, se autoabastece con hidrocarburos líquidos, principalmente de GLP, con lo que se garantiza la seguridad energética. El excedente se exporta a Paraguay y ahora el nuevo mercado es Perú", concluyó el comunicado de la estatal.