La Paz. Bolivia y Argentina firmarían en marzo una enmienda de contrato para extender el plazo en el que La Paz aumentará sus exportaciones de gas natural a su vecino, dijo este lunes el vicepresidente boliviano, Alvaro García Linera.

García señaló que el nuevo acuerdo demandará un incremento gradual en las exportaciones bolivianas de gas natural a Argentina hasta alcanzar un máximo de 27 millones de metros cúbicos al día para 2017. El acuerdo inicial exigía que Bolivia envíe hasta 27,7 millones de metros cúbicos a 2014.

"Nuestro objetivo es llegar a fines de marzo con la firma aquí en Bolivia con la presencia de ambos presidentes. Los puntos centrales resueltos, aunque faltan las partes más técnicas", dijo García en Tarija tras reunirse con el ministro de Planificación argentino, Julio de Vido.

Bolivia acordó a fines de 2006 casi cuadruplicar las exportaciones de gas natural a Argentina desde el actual máximo de 7,7 millones de metros cúbicos al día aunque, según medios locales y analistas, ambos países han estado negociando una enmienda para el contrato durante algunos meses.

Ahora, García Linera señaló que las exportaciones de gas boliviano se incrementarán gradualmente hasta 16 millones de metros cúbicos en 2013, antes de llegar a su máximo.

Bolivia cuenta con las segundas mayores reservas de gas natural en Sudamérica después de Venezuela, y es el principal exportador de la región, suministrando el combustible a Brasil y Argentina.

El país andino planea impulsar sus exportaciones hacia Argentina desde su campo Margarita, explotado por la española Repsol, dijo García Linera.

Para enviar el fluido, ambos países necesitan construir un gasoducto que cruce las fronteras de unos 80 kilómetros, dijo De Vido.

Inversión extranjera. Las empresas de energía que operan en Bolivia, además de Repsol, la brasileña Petrobras y la francesa Total  congelaron sus inversiones en el país sudamericano, luego de que el presidente Evo Morales nacionalizara los hidrocarburos en el 2006.

Pero a finales de 2009, un consorcio liderado por Repsol reveló planes para invertir US$1.500 millones con el objetivo de activar la extracción de gas, y este mes Total lanzó un proyecto de exploración por el que podría desembolsar unos US$500 millones en Bolivia.

La compañía estatal YPFB espera que el país duplique su producción de gas natural a 76 millones de metros cúbicos por día en 2015, y el gobierno boliviano ha señalado reiteradamente que las empresas extranjeras quieren aumentar su producción.

No obstante, la oferta de gas natural de Bolivia ha permanecido estable en torno a los 40 millones de metros cúbicos por día desde 2006, y los analistas sostienen que la demanda por el producto está disminuyendo.

Brasil redujo significativamente sus importaciones en 2009 debido a una contracción de la economía y a una serie de fuertes lluvias que permitieron al país aumentar su producción de energía hidroeléctrica.

En enero, Bolivia sólo exportó unos 2,5 millones de metros cúbicos por día a Argentina, según datos de analistas.