Sao Paulo. El gobierno brasileño anunció un acuerdo sobre inversiones y financiamiento para proyectos de infraestructura previos a la Copa Mundial de Fútbol 2014.

La inversión total sumará US$11.300 millones.

Bajo el acuerdo, el gobierno federal contribuirá con US$7.400 millones mientras que los gobiernos de estados y municipios en las 12 sedes aportarán el resto.

Gran parte del dinero para los estados y municipios provendrá de dos fuentes: el Banco Nacional de Desarrollo Económico y Social (Bndes) y el fondo nacional de seguro de desempleo.

Brasil será sede del torneo de 2014, que se realizará en 12 ciudades en todo el país.