Brasilia. Las principales agencias que supervisan la economía Brasileña recomendaron el lunes aprobar la fusión de Itaú y Unibanco para formar el mayor banco privado del sector.

La Subsecretaría de Asuntos Económicos del Ministerio de Hacienda y la Secretaría de Derecho Económico del Ministerio de Justicia señalaron en un comunicado conjunto que la fusión de los dos bancos "no causaría daños a la competencia" en el sector bancario del país.

Itaú y Unibanco anunciaron su intensión de fusionarse en noviembre de 2008.

La fusión aún debe ser aprobada formalmente por el Consejo Administrativo de Defensa Económica  (CADE), el principal tribunal antimonopolio de Brasil. La fusión fue aprobada este mes por el banco central.

En su informe de este lunes, el gobierno señaló que su principal preocupación respecto de la fusión se relaciona con el área de los seguros, donde filiales de Itaú-Unibanco controlan una participación de mercado cercana al 40%.

Sin embargo, el gobierno dijo que creía que el banco no podría ejercer presiones abusivas en el sector de seguros.

"Se destaca que existen grandes actores que pueden inhibir el posible ejercicio de control en los mercados en cuestión", indicó.

El informe señaló que la participación de mercado de Itaú-Unibanco es cercana a 25% en el sector de pensiones privadas, pero la descartó como una posible amenaza a la competencia.

A fines del tercer trimestre, los activos de Itaú-Unibanco sumaban 612.000 millones de reales, un alza en comparación con los 596.000 millones de reales al cierre del trimestre que finalizó el 30 de junio.

Itaú-Unibanco registró una ganancia neta para el tercer trimestre de 2.270 millones de reales (US$1.300 millones), a la baja frente los 2.550 millones de reales durante el mismo trimestre del año anterior.