Caracas. La refinería Isla, que opera Venezuela en Curazao, estará fuera de servicio al menos hasta mediados de abril, dijo el lunes el jefe del sindicato de la planta, que procesa unos de 320.000 barriles por día (bpd).

La refinería tuvo que ser detenida a principios de mes por problemas con la planta que suministra electricidad y vapor.

El líder sindical Angelo Meyer dijo que los trabajadores todavía esperan por las piezas de repuesto que necesitan importar para reparar la unidad eléctrica, lo que retrasaría el reinicio de sus actividades previsto inicialmente para finales de marzo.