Londres. La aerolínea British Airways anunció que alcanzó un acuerdo con los sindicatos sobre el futuro de su esquema de pensiones, en el primer paso para enfrentar su enorme déficit financiero.

La compañía informó que las propuestas, según las cuales los miembros aumentarían sus aportes para conservar sus beneficios actuales, mantendrían las contribuciones de las aerolínea en 330 millones de libras esterlinas (US$495 millones) por año y evitarían el cierre del sistema.

No obstante, las propuestas necesitarán ser aceptadas por los fideicomisarios y el regulador de pensiones.

La aerolínea tiene previsto presentar un plan de recuperación al regulador para finales de junio.

En diciembre, la empresa anunció que su déficit de pensiones había saltado a 3.700 millones de libras esterlinas, más del doble que un año antes.

El acuerdo no tiene relación con otra disputa sindical de BA sobre pagos y los niveles del personal fijo.

La mayoría de la tripulación de cabina de BA planea hacer siete días de huelga antes de Semana Santa en Gran Bretaña, donde en junio habrá elecciones generales.