Londres. Las aerolíneas British Airways e Iberia Líneas Aéreas de España SA no pudieron firmar el acuerdo definitivo de fusión antes de que concluyera el plazo fijado hasta este miércoles.

"No firmaremos el acuerdo de fusión con Iberia en el primer trimestre de 2010", dijo un portavoz de BA a Dow Jones Newswires. "Esto se debe a asuntos técnicos que deben resolverse y anticipamos que el acuerdo se firmará en su debido momento", explicó.

La fusión, que se anunció por primera vez en julio de 2008, ha tenido que afrontar numerosos obstáculos, entre ellos el enorme déficit de pensiones de British Airways.

Ese déficit ha aumentado a 3.700 millones de libras como resultado de la crisis financiera y la falta de previsión a la hora de pasar sus inversiones en acciones a bonos de forma rápida.

Si sale adelante la operación, BA poseerá 56% de la entidad resultante de la integración, con su consejero delegado, Willie Walsh, al frente de ella. Los accionistas de Iberia controlarían el 44% restante, con Antonio Vázquez como presidente. El presidente de BA, Martin Broughton, quedaría como vicepresidente.