-¿Qué oportunidad vieron en el mercado de seguros de la región para dar origen a su propuesta de negocio?

-Esto parte con la idea de agilizar y transparentar las transferencias de riesgos, y para ello siempre pensamos que la tecnología podía ser la gran herramienta para ello. A partir del año 2006, cuando comenzamos, teníamos muy claro que la internet en algún momento iba a ser una opción importante al momento de contratar un servicio de seguro, por lo que, desde aquel entonces, empezamos a pensar en esta nueva empresa, sin tener muy en claro el momento de salida, pero con la convicción de que algún día podríamos materializar la idea… Era solo cosa de tiempo.

-El protagonismo que tuvo la tecnología en su negocio, ¿fue el impulso fundamental para consolidar su propuesta?

-La entrada de la tecnología a la industria de los seguros, en la región, fue a velocidad lenta; acá no ocurre lo mismo que en otros rubros. Es más, me acuerdo perfectamente que cuando comenzamos a funcionar no existía el web service, que es la herramienta que te conecta automáticamente con las compañías de seguros. Todo se hacía en tablas Excel. El mercado fue evolucionando hasta tener una serie de servicios en línea. Hoy puedes tener herramientas para llegar al cliente de seguros más rápido. Además, hay un mercado muy grande y competitivo de seguros en América Latina, pero con lugar para la innovación. Y nosotros creemos que podemos aportar valor al sector desde la tecnología.

-¿Cuál es la diferencia entre los servicios tradicionales de seguros y su modelo de negocio?

-Nuestra diferencia central es que somos una empresa nacida en internet, entendemos este "juego", sus reglas y metodologías de funcionamiento, por lo que podemos movernos mucho más rápido que nuestros colegas en materia de servicios y sus soluciones. Y nuestro servicio nace como herramienta digital, incluye en etapas posteriores el acompañamiento al cliente, desde la asesoría para la contratación hasta cualquier tipo de gestión. Esos son factores diferenciadores con los productos que hoy existen en el mercado.

-¿Cual es un ejemplo concreto de esa diferencia con lo que existe hoy en el mercado?

-Primero, lo que vimos en los servicios clásicos en la región fue que faltaba transparencia y simplicidad a la hora de contratar un seguro. Pero hoy el cliente puede acceder a nuestro sitio, comparar diferentes precios y asegurar su vehículo, hogar o tecnología móvil en menos de un minuto. Este proceso permite evitar trámites y ahorrar hasta un 30% en el valor del seguro tradicional. Ese proceso nos ha dado resultados más que positivos: nos posicionamos como líderes en la contratación en el mercado colombiano, argentino y con fuerte presencia en el chileno.

SIN MATAR A NADIE

-¿Se consideran el relevo de la industria de seguros en la región?

-Yo creo que en el fondo nosotros no competimos con los otros productos que hoy existen en el mercado; somos un complemento. Lo anterior te lo digo porque lo que venimos a hacer es entregar un valor agregado que hoy necesita el usuario que está contratando. Esta compañía no es Uber o Amazon, no venimos a matar ninguna industria. Al contrario, venimos a potenciar el negocio de los seguros en la región.

-¿Cuál ha sido el aporte disruptivo de 123Seguro a la industria?

-Nuestro aporte central es haber puesto a la tecnología como centro. Por ejemplo, la utilización de Internet de las Cosas y de Inteligencia Artificial nos permite prevenir y controlar riesgos, ofrecer servicios complementarios, bajar costos o rediseñar los productos. Por ejemplo, en un seguro automotor, hoy es posible saber cuánto y cómo maneja una persona, si hace deportes, si descansa bien. Y en base a esas variables, diseñar un seguro ajustado a la medida de cada cliente, cotizarlo en función de su comportamiento con los beneficios que esto supone, y eso es un cambio que no existía antes y que viene a aportar muchas cosas.

-¿Su propuesta ha logrado abrir nuevas oportunidades de negocio?

-Un distintivo de este negocio es que ha llegado a aunar no solo grandes capitales de negocio en Colombia, Argentina o Chile, sino también el capital de pequeñas localidades o comunas. Donde no llegaban los servicios de la industria clásica. Gracias a la tecnología hemos podido sumar nuevos clientes.

Hoy, además, para nosotros Chile se abre como un mercado interesante, por su estabilidad más que por su tamaño. La participación en prima de seguros en Chile, por ejemplo, ha llegado a ser el 5% del PIB (Producto Interno Bruto). Se generó una fuerte demanda por la contratación de seguros, especialmente de forma online, y es ahí donde entramos nosotros.

-Pero también abre nueva competencia para ustedes.

-Sí, cuando empezamos con este servicio estábamos solos en Argentina ofreciendo estas funciones; hoy tenemos más de 40 empresas que podríamos catalogar como competencia. Pero otro punto importante es ganar la confianza de las compañías aseguradoras importantes, que han visto en nosotros a un partner que agrega valor a su producto, como lo han hecho con nosotros multinacionales como Maphre o Sura, por ejemplo.