En el marco de la polémica por legalizar o no algunas drogas como la marihuana, se estima que las organizaciones criminales mexicanas obtienen ganancias en el orden de US$2.030 millones anuales por la venta de esta sustancia ilegal en los Estados Unidos, de acuerdo con un análisis del Instituto Mexicano para la Competitividad (Imco).

El Imco calcula que el consumo de marihuana proveniente de México a Estados Unidos es de aproximadamente 3.700 toneladas con un valor de mercado al menudeo de US$30.000 millones. En Estados Unidos se estima que hay 30 millones de usuarios con un gasto promedio individual de 500 a US$1.000 anuales, cuyo consumo al año es de 200 a 250 cigarrillos de 0,5 gramos.

El Imco refiere que la creación de mercados legales de cannabis en el país vecino, EE.UU., podría desplazar a las organizaciones criminales mexicanas dedicadas al narcotráfico.

Además, el análisis del Imco, coordinado por el director en seguridad de este instituto, Alejandro Hope, detalla que las ganancias que obtienen los cárteles mexicanos por la venta de cocaína en Norteamérica ascienden a US$2.419 millones; por heroína, a US$964 millones; mientras que por las metanfetaminas los ingresos que las organizaciones criminales obtienen son de US$637 millones.

En un comparativo de algunas sustancias ilegales se refleja la exorbitante diferencia entre los costos de las drogas en México y Estados Unidos. Un cigarro de marihuana en Estados Unidos vale de US$10 a US$15, en México es de 10 a 15 pesos; un kilo de cocaína en Atlanta está valuado en US$30.000, en México, en US$2.800 (36.120 pesos); una anfetamina en el país vecino cuesta US$20 y en México unos 30 pesos.