Houstoun. Los demandantes en un pleito contra Chevron Corp. por más de US$27.000 millones en daños ambientales pidieron a un tribunal estadounidense que impida el intento de la compañía por llevar el caso a un arbitraje internacional.

La querella sostiene que Chevron violó una promesa hecha en 1999 por Texaco Inc. a un tribunal federal de Nueva York de respetar los fallos del sistema legal ecuatoriano si la corte desestimaba el caso.

Residentes de la región petrolera de Ecuador demandaron a Texaco en ese tribunal por daños supuestamente causados por la compañía durante su permanencia en el país entre 1964 y 1990.

Chevron heredó la disputa cuando adquirió Texaco en 2001, y niega las acusaciones. La compañía informó que espera un fallo adverso debido a la presión política del gobierno ecuatoriano.

El gobierno de Ecuador ha negado que interfiera en la demanda.

En septiembre, la petrolera estadounidense presentó el caso ante un tribunal internacional de arbitraje en La Haya, bajo el argumento que Ecuador, no la compañía, debería pagar cualquier perjuicio, debido a que el gobierno del país liberó a Texaco de responsabilidades legales en 1995.

Los demandantes sostienen que Texaco mintió sobre la limpieza del sitio de producción petrolera para obtener el acuerdo que la liberó de responsabilidad; también sostienen que el acuerdo no incluye demandas de terceros.