Madrid. La inauguración el trayecto Madrid-Alicante de la línea de Alta Velocidad Ferroviaria (AVE) coloca a España como el segundo país del mundo con este tipo de transporte sólo detrás de China, dijeron autoridades españolas este lunes.

El presidente del gobierno, Mariano Rajoy, y el príncipe Felipe, junto a otras autoridades inauguraron la nueva línea de trenes de alta velocidad, la estación número 30 en toda España y el primer país de Europa en los recorridos de los trenes AVE.

La nueva línea de AVE entre Madrid y Alicante será usada por medio millón de viajeros al año y con la entrada de este lunes en funcionamiento ya son 3.100 kilómetros los que funcionan en toda España, destacaron autoridades.

Añadieron que el nuevo servicio AVE Madrid-Alicante constituye un aumento de plazas de más del 40% sobre la oferta actual, al pasar de 4.800 a más de 6.300 diarias y se utilizarán trenes S-100, fabricados por Alstom, y S-112, de Talgo-Bombardier.

El Ministerio de Fomento subraya que con esta nueva línea se prevé el uso del avanzado sistema de señalización y control, el denominado Ertms nivel 2, que actualmente sólo está en servicio en el AVE Madrid-Barcelona-Frontera francesa.

Destaca que en torno al 12% de la inversión de la línea va destinado a "medidas de proyección y conservación del entorno.