Turin. Fiat espera elevar su participación en Chrysler a 35% en dos años mientras trata de reestructurarla, dijo el viernes el presidente ejecutivo de la automotriz italiana, Sergio Marchionne.

Fiat acordó el año pasado tomar 20% del entonces insolvente grupo automotriz estadounidense. Además, puede adquirir otro 15% en tres tramos si alcanza algunos objetivos acordados con el gobierno de Estados Unidos y Marchionne dijo que Fiat comenzará este año a aumentar su participación.

"Hay tres tramos de 5%. Tomaremos una parte este año con el lanzamiento del (modelo) 500 en Estados Unidos", dijo Marchionne en una conferencia de prensa tras una asamblea de accionistas. "Sumaremos 15% en 24 meses", añadió.

Uno de los objetivos era la producción de un auto pequeño y eficiente en el consumo de energía en Estados Unidos, como el 500, lo que Fiat planea hacer este año. "Chrysler está recuperándose como se preveía en el plan", dijo Marchionne.

El grupo italiano entró en Chrysler en medio de la crisis económica mundial, asumiendo la audaz decisión de expandir su presencia internacional mientras otros grupos se encontraban en problemas.

Fiat también ha firmado sociedades estratégicas con automotrices de China y Rusia para obtener acceso a sus mercados de fuerte crecimiento. Marchionne calificó la decisión sobre Chrysler como una "segunda oportunidad" para la automotriz, que estuvo cerca de la insolvencia en el 2004.

Fiat, que anotó pérdidas en el 2009 tras ganancias récord en el 2008, debería de cerrar cerca del punto de equilibrio en el 2010, dijo Marchionne.