Washington. Los ingresos totales del banco Goldman Sachs Group podrían reducirse en 10% si el Congreso aprueba las restricciones a las actividades de las mayores firmas financieras, dijo a los legisladores de Estados Unidos un alto ejecutivo financiero.

Gerald Corrigan, director gerente del gigante de Wall Street, formuló sus comentarios en una audiencia ante el Comité de Banca del Senado.

Cuando el senador demócrata Christopher Dodd le preguntó sobre propuestas que impedirían que los bancos sean propietarios de fondos de cobertura o firmas filiales de inversión privada de capital, así como enfrascarse en negociaciones de valores usando recursos propios, Corrigan indicó que el efecto "no sería tanto como la gente piensa".

"Un 10% (...) si usted quiere tomar un punto de referencia, al menos utilizando a Goldman, esta es la mejor (estimación) que puedo hacer ahora", afirmó Corrigan.

El gobierno del presidente Barack Obama propuso limitar el tamaño y las actividades de las instituciones financieras más importantes, como parte de un apremiante cambio radical en la regulación de estas entidades.

La llamada "Regla de Volcker", nombrada por su principal proponente, el ex presidente de la Reserva Federal Paul Volcker, ha causado agitación en la industria de los servicios financieros debido al potencial que tiene para imponer cambios en el comportamiento de Wall Street.