Paris. Renault anunció el martes que sus ingresos aumentaron 28% en el primer trimestre del año, sobre una base proforma, en línea con otros fabricantes europeos.

Los ingresos ascendieron a EUR9.070 millones, por encima de los EUR8.820 millones previstos por los cinco analistas encuestados por Dow Jones Newswires, gracias al aumento de sus ventas.

La compañía reiteró su previsión de un flujo de caja positivo en 2010 y de reducción de su deuda, pese a que las condiciones seguirán difíciles y el mercado europeo podría contraerse un 10% este año comparado con 2009.