La central térmica de Chilca, ubicada en el sur de Lima, contará con una inversión de US$800 millones y comenzará a funcionar en octubre de este año, informó este domingo el ministro peruano de Energía y Minas, Jorge Merino.

La central es operada por la empresa Fenix Power y su planta, ubicada en el distrito de Cañete, fue inspeccionada este domingo por Merino, quien dijo que ésta aportará al sistema interconectado nacional unos 540 megavatios.

"La planta ya está lista para iniciar las pruebas y comenzar operaciones en octubre de este año. La planta dará mayor confiabilidad al sistema eléctrico nacional frente a eventualidades, ya que está preparada para funcionar con turbina de vapor y de gas y para utilizar diesel", declaró Merino a la agencia oficial Andina.

El ministro indicó que la central tiene previsto utilizar 2,5 millones de litros de agua de mar al día, de los cuales dos millones de litros tratados se entregarán a la ciudad de Chilca, de 15.000 habitantes.

Según Fenix Power, la planta generará el 10% de la energía que consume el país en la actualidad.

Fenix Power señaló en su página web que usará el agua de mar para el enfriamiento del condensador y la refrigeración de equipos auxiliares y para desalinarla y convertirla en potable.

"La empresa también se ha comprometido a generar un programa de becas para los jóvenes de Chilca. Eso queremos, que haya inversión de alta tecnología pero que se ayude a los jóvenes a capacitarse en esta tecnología", manifestó.

Según Fenix Power, la planta generará el 10% de la energía que consume el país en la actualidad.