México D.F. México modificó las reglas para las inversiones de los fondos de pensión, en un intento de darles más margen de maniobra para atravesar sin problemas los altibajos de los mercados financieros.

Los reguladores ampliaron el horizonte de inversión de los fondos de pensión -conocidos en México como Afores- para que puedan apostar a papeles de empresas medianas y grandes que integren índices accionarios de la Bolsa de Valores Mexicana.

Hasta ahora los fondos de pensión sólo podían poner su dinero en emisoras pequeñas que no estuvieran incluidas en índices, o en canastas de acciones.

"Esto debería mejorar la eficiencia del mercado accionario, y al margen, debería ampliar la diferencia de rendimientos entre los fondos de pensión", dijo en un reporte el banco de inversión Barclays.

Además, la Secretaría de Hacienda y el regulador de los fondos de pensión, Consar, modificaron la metodología de riesgo (VaR por sus siglas en inglés) para darle flexibilidad a las inversiones de los fondos en situaciones de alta volatilidad.

"Estamos relajando restricciones para evitar efectos negativos en periodos de alta volatilidad, que es cuando se exacerban", dijo a Reuters Marco Oviedo, director general adjunto de Deuda Pública de la Secretaría de Hacienda.

Con la nueva metodología, las autoridades aseguran que eliminaron las reglas rígidas y un comportamiento pro cíclico que complicaba las cosas en etapas de agitación, como ocurrió en octubre del 2008 con el estallido de la crisis financiera global.