México DF. El presidente mexicano, Felipe Calderón, dijo el miércoles que su Gobierno invertirá 5.000 millones de pesos (US$392 millones) en 2010 para mantener y modernizar las plantas petroquímicas de la estatal Petróleos Mexicanos (Pemex).

La cifra equivale a cuatro veces el monto que se invertía antes de que Calderón asumiera la presidencia del país en diciembre de 2006, señaló, tras lo que agregó que el sector había estado abandonado por muchos años.

Calderón invitó además al sector petroquímico -que incluye a Pemex y empresas privadas- a sugerir cambios legales que pudieran ayudar al sector a crecer de manera más rápida.

El mandatario emitió las declaraciones en la inauguración de una planta de extracción de azufre de 600 millones de pesos (US$47 millones) construida por la empresa química Mexichem en Jáltipan de Morelos, en el estado de Veracruz.

La producción petroquímica de Pemex sumó 11 millones de toneladas métricas entre enero y noviembre de 2009. En todo 2008, produjo cerca de 12 millones de toneladas de petroquímicos.