Río de Janeiro. La petrolera estatal brasileña Petrobras y la petroquímica Braskem acordaron comprar a la rival más pequeña Quattor, dijo este viernes una fuente con conocimiento directo de la situación.

El negocio concluye con casi cinco meses de negociaciones que se mantenían estancadas debido a divergencias entre miembros de la familia Geyer, que controla Quattor a través de su holding Unipar.

Petrobras tiene participaciones tanto en Braskem como en Quattor y la adquisición la ayudaría a consolidar sus activos petroquímicos.

Braskem pagará 800 millones de reales brasileños (US$441,3 millones) como parte del acuerdo para apropiarse de Quattor.