El gobierno brasileño decidió declarar como áreas libres de fiebre aftosa con vacunación a otros ocho de los 27 estados del país, con lo que prácticamente el 99 % del rebaño del país procede de territorios reconocidos como exentos de la enfermedad, informaron este domingo fuentes oficiales.

El ministro brasileño de Agricultura, Antonio Andrade, hizo el anuncio este domingo en un evento en la ciudad amazónica de Parangominas, y puede elevar aún más el liderazgo de Brasil, que ya es el mayor productor y exportador mundial de carne bovina.

Andrade aseguró que el Ministerio reconocerá nacionalmente como libres de fiebre aftosa con vacunación a los estados de Alagoas, Ceará, Maranhao, Pará, Paraíba, Pernambuco, Piauí y Río Grande do Norte, todos en el nordeste y en el norte de Brasil y que cuentan con un rebaño de 22,6 millones de cabezas.

Estos se suman a los 16 estados de las regiones sur, sudeste y centro-oeste del país, las principales productoras de carne, que ya son reconocidos internacionalmente hace algunos años como libres de fiebre aftosa con vacunación y algunos hasta sin vacunación.

Según el ministro, la medida permitirá que cerca de 205 millones de cabezas, que representan cerca del 99 % del rebaño brasileño de bovinos, pasen a ser procedentes de zonas libres de fiebre aftosa.

El funcionario agregó que el Ministerio enviará en octubre próximo a la Organización Mundial de Salud Animal (OIE) su petición para que estos ocho estados sean reconocidos también internacionalmente como libres de fiebre aftosa con vacunación.

"Cuando la OIE certifique a esos estados, el 78 % del territorio brasileño será reconocido internacionalmente como libre de la enfermedad, lo que reducirá las restricciones de tránsito interno y permitirá la apertura de varios mercados aún inaccesibles para los productores de esas regiones", afirmó Andrade citado en un comunicado del Ministerio.

El ministro dijo que la expectativa es que la certificación internacional sea concedida en mayo de 2014.

Tras la certificación, los únicos estados brasileños con restricciones serán los de Amapá, Roraima y Amazonas, todos en la Amazonía y cuyo territorio es dominado por la selva.

Para poder declarar las nuevas zonas libres de aftosa, los fiscales del Ministerio realizaron auditorías en todos los servicios veterinarios de esos estados, visitaron unas 1.900 propiedades, analizaron clínicamente 68.000 animales y recogieron miles de muestras de sangre para que los exámenes de laboratorio pudiesen verificar que no había ningún animal contaminado.

Los exámenes, según el comunicado, "comprobaron la ausencia de circulación del virus de fiebre aftosa en esas áreas".

El ministro afirmó que el Gobierno seguirá haciendo esfuerzos para garantizar que todo el territorio brasileño pueda ser declarado libre de fiebre aftosa y que "eso sea certificado por la OIE hasta 2015".