La renta petrolera de Bolivia, que representa los ingresos estatales procedentes de los hidrocarburos, superará este año los US$5.000 millones, afirmó el presidente boliviano, Evo Morales, quien atribuyó este dato a los beneficios de la nacionalización del sector decretada en 2006.

Morales realizó esta estimación al clausurar el Sexto Congreso Internacional Bolivia Gas & Energía 2013 en la ciudad de Santa Cruz (este), un foro que reunió a expertos de varios países durante dos días.

Ante los representantes del sector, Morales destacó su política de nacionalización del sector petrolero iniciada en mayo de 2006 por los beneficios que trajo en los ingresos para el Estado.

"Bolivia con la nacionalización se ha liberado de las políticas económicas que antes venían de afuera, de arriba. Nuestros profesionales, ni nuestros empresarios podían parar esas políticas de saqueo a nuestros recursos naturales", dijo el mandatario.

En 2005, un año antes de la llegada al poder de Morales, los ingresos del Estado provenientes del sector petrolero eran de US$300 millones, recordó.

Sin embargo, con la nacionalización, que consistió en dar a la firma estatal YPFB el control de las operaciones de la cadena productiva del sector y de la firma de nuevos contratos con las privadas, el Estado recibirá este año más de US$5.000 millones, según Morales.

También destacó que las inversiones en hidrocarburos entre el 2001 y 2005 sumaron US$1.855 millones, mientras que en el período 2006-2013, la cifra llega a US$5.236 millones.

El mandatario insistió en que si un país "está sometido" a las potencias no logrará desarrollarse, porque esas naciones buscan sus propios intereses y no ayudarán a Bolivia a mejorar su situación económica y social, política o democrática.

En Bolivia operan una docena de empresas trasnacionales, entre ellas la española Repsol, la brasileña Petrobras, la británica BG, la franco-belga Total y la rusa Gazprom que este mes firmó contratos para explorar hidrocarburos.

Además, la compañía rusa Rosneft ha expresado su interés en invertir en este sector en el país andino.