México DF. La operadora mexicana de telefonía de línea fija Telmex dijo este jueves que no apoya la planeada acción de los trabajadores sindicalizados del sector, para demandar al gobierno que permita a la compañía ofrecer servicios de televisión.

Telmex, la mayor operadora de línea fija y proveedora de Internet del país ha estado buscando la autorización del gobierno para añadir video a su oferta, uniéndose de esta forma a las compañías de cable que ofrecen triple servicio, es decir, telefonía, televisión e Internet.

La empresa, de propiedad del magnate Carlos Slim, informó en una declaración que está buscando la autorización del gobierno a través de canales legales y no considera las marchas o paralizaciones como la forma adecuada para resolverlo.

La compañía dijo que no tiene que ver nada con las decisiones hechas por los trabajadores del sindicato telefónico en México.