Santiago. Las utilidades de la minorista chilena Ripley se desplomaron un 75,7 por ciento en 2009 por una fuerte disminución de los ingresos y aumento de provisiones, en medio de la recesión económica que vivió el país el año pasado.

Ripley Corp, que tiene su casa matriz en Santiago y unidades de operación en Chile y Perú, obtuvo ganancias por 6.548 millones de pesos entre enero y diciembre, el equivalente a unos 12,9 millones de dólares.

La empresa atribuyó el resultado a "la disminución de los ingresos y al aumento de los cargos por provisiones de crédito en Chile (...), efectos que fueron compensados parcialmente por la utilidad extraordinaria producida por la venta de los centros comerciales en Chile, menores cargos por corrección monetaria y el mejor resultado de Banco Ripley Chile".

La compañía dijo que, sin embargo, en el cuarto trimestre se observó un importante cambio de tendencia tanto en Chile como en Perú, empujado por un importante aumento en los niveles de consumo.

Los ingresos de la firma cayeron un 11,4 por ciento en el período a 887.998 millones de pesos, entre otras razones por un importante efecto en la conversión contable en los ingresos de Perú.