Monterrey. La mexicana Urbi, una de las mayores constructoras de viviendas del país, reportó este lunes una caída interanual de 6% en su utilidad neta del cuarto trimestre, por menores ventas y mayor deuda.

Urbi reportó una ganancia neta de 600 millones de pesos (US$46 millones) frente a los 638 millones del mismo periodo de 2008, afectada por mayores costos financieros generados por un aumento de 16% en su deuda.

La compañía detalló que sus ventas cayeron 2%, a 4.306 millones de pesos, como parte de una estrategia para reducir producción y mejorar su generación de efectivo emprendida a principios del año.

La constructora, con oficinas en la norteña ciudad fronteriza de Mexicali, detalló que sus ganancias antes de intereses, impuestos, depreciación y amortización (EBITDA) subieron 6,6%, a 1.282 millones de pesos.

La estrategia permitió a Urbi generar un flujo libre de efectivo de 1.672 millones de pesos, por debajo de su meta de 2.000 millones de pesos para el año.

Urbi reiteró su meta de crecimiento para 2010 de un alza de 10% en sus ventas y de entre 12% a 15% en su utilidad neta.

La constructora cerró 2009 con ventas por 13.046 millones de pesos.

Las acciones de Urbi perdieron 2,45% en la bolsa mexicana, a 30,22 pesos, antes del reporte.