Una caída de 17,39% experimentó el ensamblaje de automóviles en Venezuela, según informó este viernes la Cámara Automotriz Venezolana (Cavenez).

Actualmente, en Venezuela existen siete plantas ensambladoras, las que compran en el exterior las piezas que el país ya no produce. Durante 2009, éstas ensamblaron en el país 111.554 vehículos, frente a los 135.042 producidos en 2008. Esta situación, sumada a los habituales conflictos laborales que se producen en las plantas, ha generado la "paralización" de la industria, a juicio de Cavenez.

Según publicó El Nacional, en los últimos meses se han sucedido los problemas con la importación, debido a que el gobierno mantiene un férreo control cambiario, restringiendo la concesión de divisas a la tasa oficial de $2,15 bolívares por dólar, para que las empresas ensambladoras compren sus piezas.