Buenos Aires. Una encuesta del Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (Unicef) sobre 1.100 casos reveló que más de la mitad de los adolescentes de Argentina de entre 16 y 18 años valora como "positiva" la oportunidad de votar y cree que la democracia es la mejor forma de gobierno.

Así lo determinó la consulta realizada sobre el denominado voto joven en el país austral, donde el domingo próximo se llevarán a cabo elecciones legislativas de medio término, en las que se renovará la mitad de la Cámara de Diputados y un tercio del Senado.

Unicef estableció que "el 56% de los adolescentes de entre 16 y 18 años calificó de positiva la oportunidad de votar en las elecciones".

Según los resultados, dos de cada cinco adolescentes votaron en las primarias abiertas del 11 de agosto último, cuando se definieron los candidatos que participarán este domingo.

Aquellos que no lo hicieron esgrimieron los siguientes motivos: 36% no estaba en el padrón, 28% no habían realizado el trámite de actualización del documento de identidad, 20% no estaba interesado y 12% porque no era obligatorio.

En Argentina, el voto es optativo para los jóvenes de 16 a 18 años, y para los mayores de 70, mientras que es obligatorio para los ciudadanos de 18 a 70.

Sobre la experiencia de su primera votación, el 63% de los que votaron en las primarias se mostró "entusiasmado" y el 54% manifestó que votó "eligiendo a un candidato" y otro 35% inclinó su elección a partir de un partido político.

En este sentido, el 85% de los adolescentes consideró que el voto es "la mejor herramienta para producir cambios positivos en la sociedad" y el 63% coincidió en que "la posibilidad de votar en los jóvenes es un signo de avance de la democracia".

Al momento de compararse con un adulto, sólo la mitad de los adolescentes opinó que están "tan capacitados para votar como cualquier adulto".

En relación con su interés por opinar ante los gobernantes sobre los temas que les interesan, el 65% de los adolescentes se mostró interesado en hacerlo y los temas relevantes sobre los cuales quieren expresarse son: inseguridad (55%), drogas (44%), pobreza (34%), falta de trabajo (31%) y salud sexual y reproductiva (31%).

Cuando se les preguntó sobre el "medio preferido para manifestar sus opiniones", el "cara a cara" se ubicó primero, con el 63% de las menciones; en segundo lugar quedó el voto y los medios de comunicación con el 39% de las respuestas, cada uno seguidos por Internet con el 20% y el centro de estudiantes con el 20%.

Sin embargo, el 77% de los adolescentes considera que sus opiniones no influyen en los gobernantes a la hora de definir la agenda.

Entre otros de los datos que arrojó el sondeo, se determinó que "el 45% de los chicos desconfía de los políticos y el 39% de los partidos políticos. Entre las cualidades más valoradas para un legislador, los encuestados priorizaron la honestidad, ser confiable y la preocupación por los pobres".

Del total de 30 millones 530.323 electores argentinos habilitados para votar el domingo, casi 600.000 tienen entre 16 y 17 años, quienes podrán sufragar a partir de una modificación en la Ley Electoral, que consagró esa posibilidad como "optativa" para ese grupo.