La producción de vehículos de México creció 0,4% durante el mes de agosto frente a igual periodo de 2017, mientras que las exportaciones escalaron un 15,4%, excluyendo los datos del fabricante japonés Nissan, informó este lunes la Asociación Mexicana de la Industria Automotriz (AMIA).

La producción de vehículos ligeros en México incrementó 0,4% durante agosto, al ensamblar 369.543 unidades contra los 378.155 autos del mismo mes del 2017, en donde Honda y Ford inhibieron a la manufactura de industria nacional, precisó la AMIA.

Durante agosto, Honda perdió 79,4% de su producción, luego de la inundación que enfrentó en junio en su planta de Celaya, que la obligó a dejó de operar hasta diciembre. En tanto, Ford cayó 32,3%, al producir 10.000 unidades menos en agosto contra el mismo mes del 2017.

Las marcas que permitieron revertir a la industria automotriz las caídas fueron General Motors al crecer 32,4%, Kia con 29,1% y Toyota con 41,2%.

México exporta la mayor parte de su producción automotriz a Estados Unidos, su mayor socio bajo el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), que incluye también a Canadá.

Los envíos al extranjero alcanzaron las 281.805 unidades, un crecimiento de 15,4%, sin considerar los envíos de Nissan, a pesar de que Honda cayó 75% y 22% de Ford en sus envíos, destacó la AMIA.